García teme un “impacto sanitario”

El Director del Hospital Salaberry, Edgardo García teme por la respuesta sanitaria ante un caso de sarampión en la región, y responsabilizó al gobierno municipal por la “insensibilidad” al restringir los servicios en las salas de salud municipales.

García reconoció que ya se sintió en el hospital las consecuencias de la falta de atención médica en las salas municipales, que repercutió en sobredemanda de atención, aumento de atenciones en consultorio externo, y mayores gastos de medicamento, aunque consideró que “están en condiciones de responder”.

Sin embargo, el directivo se mostró preocupado y advirtió sobre un posible “impacto sanitario grave”, en caso de presentarse algún caso de sarampión en la zona. “ El sarampión, tarde o temprano va a llegar a Victoria, ya hay un caso autócotono en Santa Fe, y para enfrentar esta situación es indispensable tener un médico cerca de casa, que sepa aconsejar qué hacer ante un posible caso”.