Ambientalistas volvieron a hacer reclamos por la contaminación de biodiesel en Nogoyá


Desde el portal Aire Puro Nogoyá se dio a conocer el nuevo pedido de información a la Secretaria de Ambiente de Entre Ríos por el accionar de dos plantas procesadoras de biodiesel y una de desechos fabriles ubicadas en el centro de la provincia. Critican que la fiscalía actuante no haya avanzado en la investigación. “¿Por qué no aparecen los estudios realizados por el INTI?”, se pregunta Mauricio De Giusto, uno de los vecinos denunciantes e integrante del Grupo Ambiental Nogoyá.

La problemática de las industrias contaminantes en Nogoyá estalló a fines de 2018. Fue a partir de la movilización de vecinos de la zona del barrio San Carlos que expusieron la grave situación de contaminación en esa ciudad. Tres industrias ubicadas a metros del casco urbano no contaban con el Certificado de Aptitud Ambiental correspondiente para funcionar. Se trata de Bio Nogoyá SA –que genera glicerina para biocombustible–, Glycopharma SA –productora de biodiesel– y Gaia SRL –procesadora de desechos orgánicos–. Estas empresas, además de su funcionamiento irregular arrojaban sus desechos tóxicos de forma totalmente clandestina por los vertederos sanitarios, poniendo en serio riesgo el sistema cloacal de toda la ciudad, ya que estos ductos eran utilizados para deshacerse de sus desperdicios.

El caso de las empresa del grupo Bolzán – Bio Nogoyá y Glycopharma–, fueron intimadas al cese de sus actividades hasta tanto obtuviera los permisos de habilitación correspondiente. Y en el caso de Gaia se planteó el cierre, ya que por procesar deficientemente desechos industriales altamente tóxicos provenientes del cordón fabril de la ciudad de Rosario, se comprobó en su predio la preocupante presencia de material cancerígeno: “Cromo hexavalente”, publicó Era Verde.

“Les dejo el ultimo pedido de información ambiental solicitado a la Secretaria de Ambiente de Entre Ríos, en cual solicitamos con nos den copia del estudio realizado en las cavas Gaia Nogoyá con toma de muestras en enero del año 2019 realizado por el INTI (Instituto Nacional de Tecnología Industrial). Si bien nos respondieron desde la Secretaría, no fue de forma completa”, resaltó De Giusto en la información dada a conocer este miércoles.

El vecino de Nogoyá también expuso que “por procedimiento las empresas con algún impacto ambiental deben realizar estudios sobre este impacto y elevar estos hacia expediente abierto para dicho fin el la Secretaría de Ambiente. Los titulares de Gaia por algún motivo no informaron de forma completa sobre estos estudios a dicha Secretaría. Con anterioridad a la toma de muestras por el INTI la Secretaria de Ambiente informo que en el predio de las cavas se encontraba un valor muy alto Cromo hexavalente”.

Sin novedades por Tribunales

En relación al accionar de la Justicia, De Giusto recordó que “cuando se puso conocimiento a la sociedad de la problemática de la Biodiesel, donde desechaban a cielo abierto sus desechos y por el sistema cloacal, colapsando en varios puntos de la ciudad, tuvimos una reunión en la Fiscalía –en el año 2018–, en cual no salimos conformes con las apreciaciones del fiscal (de Nogoyá Federico Uriburu). Durante este mismo año este fiscal salió en una entrevista radial hablar de Gaia y el Cromo Hexavalente, por lo que recuerdo comentaba algo como que el cromo estaba en todos lados y es parte de la vida cotidiana”, reprochó. “¿Qué pasa con la investigación de fiscalía que sepamos que sea real? Nada. Un vecino de estas cavas que tiene un campo con animales que toman agua del mismo arroyo lindante a Gaia ha realizado denuncia porque varios estos se murieron intoxicados”, aportó como muestra del problema.

Y en relación a los depósitos de Gaia continuó: “En un inicio se utilizaba estas cavas para tratar los desechos de la Biodiesel. Pero en algún momento empezaron a recibir los desechos del cordón industrial de Rosario. También uno de los dueños de Gaia es titular de la empresa que realiza los estudios ambientales en la Bio. ¿De dónde aparece el INTI en todo esto? Cuando salto todo esto en junio, julio, agosto de 2018, o por lo menos nosotros nos comprometimos contra tanta desidia, nos pusimos a estudiar, buscar leyes decretos por horas, muchas horas, noches interminables. Luego contactarnos con gente que sepa del tema, aparte de abogados ingenieros, fue el principio de conocer los grupos de personas que se juntan para solucionar problemas ambientales. Cuando conseguimos algo de conocimiento sobre esta problemática, necesitábamos hacer los estudios ambientales un lugar que tenga las suficientes garantías de credibilidad. De todo esto salió el nombre del INTI” para que interviniera en los estudios y evaluación del impacto ambiental, rememoró el ambientalista.

Luego de la movilización social, el integrante del Grupo Ambiental Nogoyá repasó que entre las últimas acciones, que en diciembre de 2019 quien fuera concejal Marcos Acosta realizó una denuncia por presunta contaminación de Gaia en la sección de Delitos Ambientales de la Policía Federal. En resumen, planteó, “lo conseguido es muy poco. La única forma que hay es unirnos y apoyar a las personas idóneas, y no hablo de un like en Facebook, la realidad pasa por otro lado”, apuntó.