Islas del Delta: revés judicial para un ganadero

El Juzgado Civil y Comercial de Victoria, rechazó la pretensión del ganadero Enzo Rómulo Mariani de quedarse con 807 hectáreas de tierras que ocupa ilegalmente en las islas del Delta, que pertenecen a un legado otorgado a la Municipalidad de Rosario.



Se trata del mismo empresario investigado por la Justicia Federal por las quemas ilegales producidas el año pasado en ese sector de humedales y denunciado por levantar una red de terraplenes por los cuales bloqueó tres arroyos y secó una laguna natural.

La resolución lleva la firma del juez de Primera Instancia del ‎Juzgado Civil y Comercial con competencia Laboral de Victoria, Luis Francisco Márquez Chada, por el cual rechazó la pretensión del empresario Enzo Rómulo Mariani de quedarse con parte de las tierras del llamado Legado Deliot, que fueran cedidas a la Municipalidad de Rosario. El reclamo del empresario era por la escrituración por usucapión de 807 hectáreas de un total de 2.204 que fueron legadas por Carlos Deliot al municipio de la vecina provincia y se encuentran ubicadas en la zona de islas, en jurisdicción de Victoria.

En la resolución dictada por el juez de primera instancia, se desestimó la pretensión del ganadero, quien ocupa de manera ilegítima esas tierras. En su fallo, el magistrado señala que las pruebas presentadas por el empresario no acreditaron sus dichos ni sus pretendidos derechos. Mariani alegaba ocupar ese terreno en una posesión veinteñal del inmueble, en un plazo que sólo pudo acreditar desde 2015 en adelante, según pudo averiguar el portal Era Verde.

Asimismo, se constató el no pago impuestos de manera periódica y los testigos que ofreció fueron dubitativos, confusos y contradictorios, se indicó desde el municipio rosarino que reclamó reiteradamente por su propiedad. Además, se apuntó que el ocupante construyó una importante mansión, así como una serie de terraplenes e instaló cercos, mangas, tanques y un galpón para su negocio de ganadería, que impactó negativamente en la flora y la fauna del lugar, protegida por ley.

Malos antecedentes

El nombre de Mariani tomó mayor relevancia pública el año pasado, cuando figuró en el listado que el fiscal Federal de Victoria, Carlos García Escalada, elevó para que el juez Federal Nº 1 de Paraná, Leandro Damián Ríos, “disponga la inmediata detención” con el objeto de ser requerido para “declaración indagatoria” a fin de ser imputado junto a otros propietarios por los incendios en la zona de islas de Victoria.

El delito que se investiga en este fuero, en que luego se hizo cargo el titular del Juzgado Federal 2 de Paraná, Daniel Edgardo Alonso, es por el entorpecimiento del transporte y la comunicación, ya que los incendios afectaron el tránsito por la autovía ruta nacional 174 y el puente que une las ciudades de Victoria con Rosario. De allí que es conocido como uno de “los dueños del fuego”.

En tanto en la causa civil que se tramita en ese mismo juzgado, Mariani también está involucrado en la demanda por el cese de la degradación ambiental, la recomposición e indemnización por el daño causado en el ecosistema del Delta del Paraná, interpuesto por las ONGs Cuenca Río Paraná y Foro Medio Ambiental.

Antes, en 2012, 2015 y 2019 grupos ambientalistas de Victoria y Rosario realizaron distintas presentaciones contra Mariani por el bloqueo en su propiedad del arroyo De La Cruz y por el cual se secó la laguna del mismo nombre. Los terraplenes levantados por el empresario cortaron también los arroyos Los Amores, el Saca Calzones y el Paranacito, vaciando un polígono de terreno donde se instaló para la cría de ganado.

En el humedal

“Los humedales son zonas terrestres que están temporal o permanentemente inundadas, conformando ecosistemas que brindan beneficios ambientales, entre los que se encuentran: el albergue de biodiversidad, la captación de nutrientes y contaminantes del agua, el abastecimiento de agua dulce y la amortiguación de inundaciones, entre muchos otros. También cumplen un rol importante respecto al cambio climático, tanto para los procesos de mitigación como para los procesos de adaptación”, se recordó desde el municipio de Rosario, publicó el portal Era Verde.

Y que “desde hace muchos años los humedales ubicados frente a las costas de Rosario vienen sufriendo el impacto de la acción del hombre, siendo visible el pasado año con los incendios, que produjeron la quema de más de 300.000 hectáreas en la zona del Delta del Paraná, y que llevaron al municipio y a las propias organizaciones a tomar acciones a través de la Justicia”.

Entre las acciones para proteger la zona, oficialmente se aludió que “en la apertura de sesiones del Concejo Municipal 2021, el intendente Pablo Lautaro Javkin recordó que, pese a todos los esfuerzos, se siguen produciendo quemas en la zona de islas ‘dañando el medioambiente para provecho de unos pocos y generando daños gravísimos al humedal, a la fauna y a los que vivimos en las riberas del Paraná’”.

(Fuente portal El Argentino-Gualeguaychú)