Ola de estafas telefónicas en Victoria

Investigación encaminada

En hora de la mañana del lunes una señora jubilada de 75 años de edad, domiciliada en calle Urquiza, se encontraba sola en su vivienda, tras maniobras de ardid o engaño y previo comunicarse con ella en forma telefónica, personas desconocidas, haciéndose pasar por un sobrino de la víctima la persuadió de entregar a una persona que iba a pasar por su vivienda pesos, dólares y joyas.

La investigación cuenta con material fílmico, se encuentra individualizado un vehículo y alguna de las personas involucradas, y se sigue una pista en la capital provincial.

Bidones

Este miércoles un hombre llamó a un servicio de flete para que retire unos bidones de fertilizante que se encontraban en el correo argentino. Le pide además que antes de retirarlos, abone 6.000 pesos en un Rapipago, (supuesto valor de los bidones) fundamentando que se encontraba en la zona de Antelo y no podía llegar hasta aquí por falta de movilidad. El denunciante realiza el pago, pero al llegar al correo los bidones no estaban ni se sabía nada de ellos y ya no pudo comunicarse con esta persona que se había identificado como Perrone porque el mismo lo había bloqueado.

Amiga

Ayer también, una mujer recibe mensaje por redes sociales desde la cuenta de una amiga domiciliada en la ciudad de Nogoyá. En medio de la conversación esta persona la persuade de realizarle una transferencia de 15.000 pesos, a lo que ella accede. Minutos después le envía el comprobante a su amiga Vía WhatsApp y ésta le manifiesta que no había solicitado dinero y que no había mandado ningún mensaje similar. Así mismo le dijo que no era la única que le manifestaba lo mismo, ya que aparentemente personas desconocidas habrían hackeado su cuenta de Instagram y estarían solicitando dinero a su nombre.

Se recomienda tomar todas las precauciones del caso para evitar este tipo de engaños, corroborando con familiares o personas de cercanía ante la solicitud de transacciones o movimiento de dinero.